Tu piel en summer mood

Vie, 26/05/2017 - 00:00

¿Sabías que la piel es el órgano más susceptible a los cambios estacionales?

 

El verano es la época del año que más horas exponemos la piel a agentes externos como son la contaminación y las radiaciones ultravioletas, volviéndose más vulnerable a la oxidación y al envejecimiento.

 

La correcta hidratación en esta época del año, es de vital importancia para preservar las pérdidas de agua que sufre la piel a través del sudor. Sin olvidar, por eso, ingerir una dieta variada y equilibrada y tener un correcto etilo de vida (horas de sueño y actividad física de forma habitual).

 

 Si nos centramos en la hidratación de la piel en verano, debemos conocer cuáles son las fuentes de agua que encontramos en la naturaleza:

 

La primera fuente de hidratación para la piel es el agua mineral, procedente de alta montaña. El agua hidrata, pero además aporta otros nutrientes (cobre, selenio y sulfuro), todos ellos son necesarios para mantener una piel sana y luminosa. Además, a través del agua, facilitamos la eliminación de sustancias tóxicas del organismo fenómeno que contribuye a tener una piel más limpia y saludable.

 

Vigilar con las bebidas azucaradas, es habitual que, en verano nos apetezca tomar refrescos con azúcar, son muchas las publicaciones que advierten del daño sobre la piel que tiene el abusar de este tipo de bebidas, además se ha comprobado la correlación entre azúcar elevado en sangre y estado de la piel deteriorado. Lo mismo ocurre con el alcohol, su abuso potencia la deshidratación, con lo cual nuestro consejo es que no abuses de él.

 

Aconsejamos tomar 2 litros de agua a lo largo de todo el día (entre 6 y 8 vasos).

 

Otra fuente importante de agua para la piel es la procedente de las frutas y las verduras, el 90% de su peso es agua. Además de hidratar aportan antioxidantes, nutrientes con acción reparadora y protectora de la piel.

 

Aprovecha el verano para prepararte licuados de frutas y verduras, además de hidratar tu piel, te ayudaran a reforzar el factor antioxidante y a protegerte del sol.

 

Puedes hidratarte tomando licuados de frutas que puedes preparar tu misma. Para no sobrepasarte en el aporte calórico de los mismos, te aconsejo preparar el licuado de frutas con un máximo de una pieza o lo que es lo mismo una ración de fruta por licuado. Puedes añadirle agua o hielo para incrementar su volumen y para potencia su sabor puedes añadirle hoja de menta, la ralladura de la piel del limón, el polvo de canela, etcétera.

 

Aconsejamos tomar 5 raciones de fruta y verdura al día, o lo que es lo mismo, 2 o 3 piezas de fruta, 1 ración de verdura en la comida y otra en la cena.

 

Licuados de verano, hidratantes y antioxidantes para la piel.

 

Ingredientes para preparar los licuados

  • Licuado rojo: 2 tomate, ½ pimiento rojo y ½ pimiento verde.
  • Licuado verde: rodaja grande de melón, 3 hojas de menta, 1 vaso de agua mineral y 2 hielos.
  • Licuado rosado: rodaja mediana de sandía, 1 tomate y hojas de apio.
  • Licuado naranja: 2 tomates, 1 zanahoria, ½ pepino pelado, 1 vaso de agua y 1 cucharadita de vinagre de manzana.
  • Licuado amarillo: zumo de limón, racimo de uvas y 1 vaso de agua.

 

 

En el documento adjunto encontrarás las frutas y las verduras de verano. 

 

FRUTAS DE VERANO

VERDURAS DE VERANO

Albaricoque,

arándanos,

brevas,

cerezas,

ciruelas,

uva,

fresón,

melocotón,

nectarina,

melón,

moras,

pera,

sandía,

kiwi.

Tomate,

berenjenas,

pimiento rojo y verde,

calabacín,

pepino,

cebolla,

judías verdes,

lechuga de todo tipo,

cebollas.

Volver

Noticias Relacionadas